domingo, 6 de mayo de 2012

Voy para allá...


Avanzando en una soleada mañana de domingo en dirección al mar... La catedral... Que ya lo veo acompañado de una palmera, sólo una... Que me siento un momento a observar, a pensar, a oler, a escuchar, a sentir... Que lo siguiente ya es meterse... ganas... muchas...

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada