miércoles, 13 de noviembre de 2013

Y aquí no ha pasado nada...

Estoy segura de que más de uno me va a mirar con mala cara, pero es que he decidido que me voy a echar al bolso uno de los rotuladores de porcelana… porque por la vida me encuentro cada plato que necesito probar… y además la solución es bien sencilla… no tengo más que llevar encima unas toallitas húmedas para poder desdibujarlo todo justo antes de que se lleven de nuevo el plato la cocina … Y aquí no ha pasado nada. 

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada