lunes, 28 de abril de 2014

Madrid...

Madrid... esa ciudad que supuestamente avanzaba para equipararse a otras ciudades europeas... y del mundo... y resulta que avanzamos, pero como los cangrejos... La suciedad se percibe en cada esquina, no permiten hacer un montón de cosas para renovar y darle vida y si observamos el tema de la circulación... entonces la cosa ya remata... Yo, que me muevo en moto, no salgo de un semáforo según se pone en verde, pues sé que alguien se saltará el semáforo que está de frente... El tema de los pitidos roza los límites de rotura de tímpanos... acercándose a esas ciudades que utilizan estos desagradables sonidos para hacerse notar... y ver coches en dirección contraria empieza a formar parte del día a día.. al menos en mi barrio... No sé de quién es la culpa o de quién deja de ser... de todos o de ninguno... el caso es que cada vez da más pena pasear por ella.  

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada