viernes, 24 de octubre de 2014

¿ESO lo he escrito yo..?

Tengo una agenda... no es nada raro ni anormal... mucha gente tiene una... pero en la mía hay un apartado... unas cuantas hojas en blanco en las que apunto esas cosas insospechadas que se me ocurren y pienso que se merecen una vuelta... aunque sea a la manzana.
De vez en cuando reviso estas listas y me quedo perpleja con lo que leo allí ... Si no fuera porque la letra me delata, pensaría que yo no he escrito muchas de esas letras... Pero debe ser que sí.
Hoy agarro dos de ellas... pero las agarro por los pelos...veremos si son de las de dar vueltas a la manzana o si se quedan un tiempo a vivir conmigo...

miércoles, 22 de octubre de 2014

Preguntas y más preguntas...

Que me dicen que pregunto mucho, pero claro, que si no pregunto no me entero de absolutamente nada...
Entro en una tienda, sé perfectamente lo que voy a comprar porque ya lo he visto, lo compro, pero en ese momento pienso... «voy hacer un par de preguntas a ver qué me cuentan». No te digo más, pero la tienda es de pinturas para porcelanas. Yo pregunto, y pregunto y pregunto, y el chico que tengo enfrente responde, y responde que responde... Y cuando salgo de allí sólo pienso una cosa, bueno, ni siquiera la pienso, la verbalizo:
- La acabo de cargar con todo el equipo.
Me gusta lo que me cuenta, me parecen más sencillo de lo que yo esperaba, me parece más barato de lo que yo esperaba, creo que voy a organizarme… Pero claro, esto sólo tiene una lectura: si no hago una prueba, nunca sabré si sé hacerlo o no... Y no soy yo de quedarme con las ganas de probar... me veo de cabeza.

viernes, 17 de octubre de 2014

Morado y rojo...

Sí, es viernes... y eso es una gran noticia... pero también significa que se acerca el fin de semana y que comeremos mucho más de la cuenta… y además encantada de la vida, porque tengo varios sitios apuntados y que quiero conocer.
Así que lo mejor es hacer los "viernes de ensalada", que está claro que no son la panacea pero sí que pueden ayudarnos a que el lunes la balanza no nos dé un susto de muerte.
En esta ocasión le toca el turno a una ensalada muy sencilla pero muy colorida.
En la base colocaremos unas rodajas de tomate, pero no tomate de plástico, un buen tomate.
Por encima una buena cantidad de lombarda... y es que mi la lombarda me encanta, seguramente porque su color me fascina. Las nueces y un buen chorreón de aceite de oliva virgen extra.... Ni que decir tiene que es de Iloveaceite, en su variedad Royal.
Y claro... si el plato que utilizas va acorde con la ensalada, pues ya todo queda redondo.